Oscar Arnulfo Romero: La Voz de los Sin Voz

Homenaje a Monseñor Oscar Arnulfo Romero, en conmemoración del 24 de marzo, Día Internacional del Derecho a la Verdad en relación con las violaciones graves de los derechos humanos y de la dignidad de las víctimas.

Cuando apenas faltan unas horas para conmemorar los 38 años del asesinato de Monseñor Oscar Arnulfo Romero, pero también de que su legado comenzara a traspasar fronteras y alcanzara dimensiones como símbolo universal para los anhelados ideales de paz y de justicia, la Casa del Alba Cultural fue sede de un sencillo, pero profundo homenaje al también conocido como Luz de las Naciones y Sal de la Tierra, organizado por la Embajada de El Salvador en Cuba.

Miembros del Cuerpo Diplomático acreditado en La Habana, integrantes de la comunidad eclesiástica ampliamente representada por sus diversas nominaciones, excelentísimo señor Giorgio Lingua, nuncio apostólico en Cuba, representantes del gobierno cubano y de organizaciones como el Centro Oscar Arnulfo Romero (OAR) y varias asociaciones de la Isla, estuvieron presentes en el emotivo encuentro, en el cual se conmemoró también el Día Internacional del Derecho a la Verdad en relación con violaciones graves de los derechos humanos y de la dignidad de las víctimas.

La embajadora de El Salvador en La Habana, la Sra. Sandra Geraldine Alvarado Ramírez, expresó en la Casa del Alba Cultural que si los perseguidores de Monseñor Oscar Arnulfo Romero han desaparecido en la sombra del olvido y de la muerte; la memoria de Romero en cambio continúa, está viva y dando consuelo a todos los pobres y marginados de la Tierra.

“El pueblo salvadoreño y la comunidad internacional también celebró con júbilo la gran noticia de que pronto el recordado por San Romero de América, el santo de los pobre, será canonizado”, subrayó.

Alvarado Ramírez precisó que Romero era conocido por muchos como el Profeta, y por otros como el Mártir de las Américas, y se refirió a que desde el 23 de mayo de 2015 fue beatificado y el pasado 7 de marzo, el Papa Francisco anunció que muy pronto será su canonización.

También este 24 de marzo se conmemora el Día Internacional del Derecho a la Verdad en relación con las violaciones graves de los derechos humanos y de la dignidad de las víctimas. Por ello y con los propósitos de promover la memoria de las víctimas de violaciones graves y sistemáticas de los derechos humanos; rendir tributo a quienes han dedicado su vida a la lucha y a la protección de esos derechos, en particular, la valiosa labor y valores humanistas de Monseñor Romero, se escuchó el testimonio de la Sra. Dorila Márquez, quien ha consagrado casi 40 años de su vida a esa lucha.

La Sra. Dorila Márquez residía junto a su familia en un poblado conocido como El Mozote, departamento de Morazán, en el oriente de El Salvador. Contaba con sólo 25 años cuando su existencia cambió para siempre. Es una de las víctimas de la mayor masacre de la historia moderna de Latinoamérica, la masacre de El Mozote. Estuvo allí y sobrevivió para poder contarlo, pero sobre todo para evitar que nunca más en ningún sitio del planeta se repita semejante atrocidad. Actualmente, es presidenta de la Asociación Promotora de Derechos Humanos de esa localidad.

Posteriormente, se realizó la proyección del documental “El Mozote nunca Más”, del realizador Oscar Orellana, que ilustra los hechos sangrientos ocurridos en esa localidad y caseríos cercanos y recoge testimonios de las familias de las víctimas; asimismo representa una vía a través de la cual el Estado reconoce su culpabilidad.

Siguenos y comparte

Richard Marrero Márquez

Webmaster

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¿Le gusta? compartelo :)